Díaz ve la economía social como uno de los “tractores” del nuevo modelo productivo

La presidenta del Gobierno andaluz, Susana Díaz, ha trasladado este jueves su “apuesta importante” por la economía social, que “es uno de los tractores y de los pulmones del nuevo modelo productivo en el que estamos trabajando con intensidad en Andalucía”.

Díaz, que se ha reunido en la sede de Mercaóleo, en Antequera (Málaga), con el Consejo Rector de Cooperativas Agroalimentarias de Andalucía, ha puesto en valor que la economía social haya creado en 2014 más de 400 nuevas empresas en la Comunidad y que haya generado 10.000 empleos, de tal forma que, actualmente, cuenta con cerca de 7.000 sociedades, que ocupan a casi 65.000 trabajadores y vinculan a más de 400.000 socios.

La también candidata del PSOE-A para las elecciones autonómicas del 22 de marzo ha señalado, además, que Andalucía ocupa la primera posición en la clasificación en economía social, tanto en número de empresas -el 23 por ciento del total nacional- como en trabajadores -18,2 por ciento de España-. Se trata de un tejido productivo que, tal y como ha subrayado Díaz, “apuesta por los jóvenes y por las mujeres” y que, además, “ha resistido como nadie esta crisis que ha tenido efectos devastadores en muchas empresas y en muchos sectores de nuestra economía”.

Acompañada por los consejeros de Economía, Innovación, Ciencia y Empleo y de Agricultura, José Sánchez Maldonado y Elena Víboras, respectivamente, Díaz ha resaltado que el sector agroalimentario representa “la economía real, alejada de las burbujas que tanto sufrimiento han traído”.

Con respecto a este sector, que cuenta con 700 cooperativas en Andalucía, de ellas 50 en Antequera, ha recalcado que el Gobierno andaluz va a compensar, a través de los fondos de desarrollo rural, el recorte de 400 millones en el reparto de la PAC y de 260 millones en los fondos Feader.

Y es que, según ha destacado la jefa del Ejecutivo andaluz, “es un puntal fundamental para seguir creciendo, para generar empleo, para generar riqueza y para dar cohesión social y territorial a Andalucía”.

De cara al futuro, el sector agroalimentario debe apostar por la innovación, para retener el valor añadido y aumentar la renta agraria y el beneficio, y por ganar tamaño y también mercado, de modo que el producto andaluz sea de calidad, según Díaz. Y es que, en la actualidad, uno de cada cinco euros en las exportaciones de España son de la marca Andalucía.

Díaz ha valorado que, en concreto, el sector del olivar que representa Mercaóleo “se está sabiendo adaptar muy bien a esos tres retos”, con una gran importancia en las exportaciones y el empleo.

Por parte del Gobierno andaluz, ha incidido en que la Estrategia de Innovación aprobada incluye por primera vez a las empresas de la economía social para que se beneficien de incentivos al desarrollo y a la innovación.

Además, el Programa de Apoyo a las Cooperativas y cuantos incentivos se pongan en marcha por parte del Gobierno de la Junta tendrán “especial sensibilidad” con el sector agroalimentario, según Díaz.

Por parte del Consejo Rector de Cooperativas Agroalimentarias de Andalucía, con más de 150 representantes, Jerónimo Molina ha instado a la Junta a dirigir todos sus apoyos políticos y económicos a potenciar este sector.

También ha tendido la mano a Díaz para colaborar estrechamente en la reordenación del sector agroalimentario, “motor real de la economía regional y único capaz de redimir a Andalucía de su tradicional posición de marginalidad económica entre las regiones de España”.

Ha puesto de relieve el potencial del cooperativismo agroalimentario de Andalucía, que representa el 24 por ciento del PIB agrario nacional. Asimismo, ha incidido en que la clave para el desarrollo económico regional no se encuentra en cambiar el modelo productivo, sino en incorporar valor y aprovechar las ventajas competitivas que el propio sector ofrece.

En este sentido, Molina ha resaltado que, de equiparar el porcentaje agroalimentario al agrario, Andalucía lograría crear hasta 65.000 empleos y generar más de 3.000 millones de euros, incrementando el valor añadido actual un 33 por ciento.

Para ello, ha realizado también autocrítica y ha recordado que es necesario seguir avanzando en integración y dimensión en el modelo cooperativo, ya que en Andalucía existen más de 700 empresas que, en conjunto, facturan menos de la mitad que la primera cooperativa europea.

Ha puntualizado, asimismo, que es frecuente descalificar a las cooperativas grandes, relacionándolas con empresas multinacionales, y defender, por el contrario, a aquellas de escasa dimensión. En su opinión, se trata de “un grave error”, ya que lo que define el tamaño es la explotación del agricultor o ganadero y no el de la cooperativa, la cual es “un mero instrumento para defender el trabajo de los socios de la forma más eficiente”.

“Por tanto, de lo que hay que hablar es del número de socios que agrupan: si son pocos, lo más probable es que pesen los intereses individuales y de control, mientras que si son muchos, a buen seguro tendrán un gobierno más democrático y eficaz”, ha especificado.

email

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>